Compartir
sector funerario

El código deontológico es un documento que recoge las normas, criterios y valores que se aceptan y asumen en cada ámbito profesional. Principalmente es un mecanismo de autorregulación, que permite que los propios profesionales puedan marcar los límites de su actividad, sin tener que recurrir a los colegios profesionales. El sector funerario también cuenta con un conjunto de normas que velan por las buenas prácticas profesionales y tratan aspectos como la calidad, su exigencia y la competencia.

Qué esperar de un profesional del sector funerario

La principios que rigen las pautas de conducta profesionales están recogidas por Panasef, la Asociación Nacional de Servicios Funerarios. Los principios deontológicos que recogen son los siguientes:

sector funerario

Principios fundamentales

  1. Legalidad. Las empresas deben conocer y actuar conforme a las leyes vigentes, para asegurar los mejores servicios para los clientes.
  2. Libre elección. La familia del difunto tiene el poder de decisión y es fundamental respetarlo y velar por su cumplimento.
  3. No discriminar. Los profesionales deberán tratar a los clientes por igual, sin importar su país de nacimiento, ideología o creencias religiosas.
  4. Independencia. El profesional tiene derecho a actuar según su propio criterio en el trabajo y asesoría de los servicios prestados al cliente.
  5. Integridad. La empresa funeraria opera de manera veraz, honesta, con cuidado y agilidad.
  6. Lealtad. Evitar la intrusión con los familiares del fallecido y los conflictos entre compañeros de profesión.
  7. Confidencialidad. El secreto profesional es un deber y derecho fundamental, que se mantiene incluso después de haber terminado de prestarse los servicios.
  8. Calidad. Eso engloba tanto los medios materiales como los personales y las instalaciones, cumpliendo siempre con los requisitos legales establecidos.
  9. Comportamiento ético. Los profesionales del sector funerario deben abstenerse de actuaciones que manchen la reputación y dignidad de sus componentes.
  10. Colaboración profesional. Es de obligado cumplimiento trabajar estrechamente con asociaciones y organizaciones, bien sean regionales, nacionales e internacionales.

El cumplimento de estas normas por parte de funerarias y sus trabajadores es vital para una buena realización de las tareas y dar a los clientes la máxima calidad en situaciones complicadas. Respetar el código deontológico aporta confianza y rigor al sector y a las empresas que prestan sus servicios.

En Funeraria Magdalena estamos comprometidos con estos principios, ofreciéndote además nuestros valores y compromiso. 

El valor añadido de Funeraria Magdalena

sector funerario

Nuestro compromiso es ofrecerte un servicio de calidad adaptado a tus necesidades. Por eso tenemos como objetivo evitar los incómodos desplazamientos, estando cerca de ti.

1993. Primer Tanatorio de la Provincia.

2011. Primer Crematorio privado de la Provincia.

Queremos ayudarte con la máxima discreción, tacto y profesionalidad. Echa un vistazo a nuestras instalaciones para disfrutar de un servicio integral sin tener que salir de Castellón.

Encuéntranos aquí