Compartir
flores

Las flores son un idioma universal con el que expresar sentimientos en prácticamente cualquier situación de la vida. Decoran ceremonias, fiestas, pero también las despedidas.

Vamos a hacer un repaso sobre las flores más adecuadas para el último adiós a nuestros seres queridos.

Las flores y el último adiós

El arte floral se utiliza para mostrar alegría, amor, felicidad e incluso empatía en momentos de dolor.

La idea no es nueva ya que se han encontrado evidencias de que ya se posaban flores junto a los difuntos hace más de 2.500 años. Y es una tradición que nos sigue acompañando.

Sin embargo, ha ido evolucionando hasta convertirse en un arte. Centros de flores, coronas y ramos acompañan a día de hoy a nuestros seres queridos en su marcha.

Flores más utilizadas

Entre las más utilizadas se encuentran tres variedades flores son como las rosas, los claveles y los lirios. Podemos utilizar cualquier flor, pero generalmente son estas tres las más demandadas.

Las rosas van ligadas a la simbología de sus colores. La rosa blanca significa inocencia. Las rosas rojas, expresan amor y respeto. Las de color rosa las utilizamos  como muestra de aprecio y agradecimiento.

Los claveles expresan admiración por el difunto. Los utilizamos para que los seres queridos puedan rendir un homenaje sincero en la despedida.

Los lirios, por su parte, suelen ser blancos. Estos simbolizan pureza e inocencia. Además, su aspecto sereno y tranquilo nos inspira a verlas como muestra de superación del dolor.

Los adornos florales

Los artistas florales pueden hacer auténticas obras maestras. Generalmente, los tipos de adornos que más se utilizan son las coronas, las cruces, los centro de flor y los corazones.

Las coronas florales son las más tradicionales. Pueden componerse de todo tipo de adornos y flores. Nos permite mostrar la personalidad del ser querido que nos ha abandonado, lo que le ha dado mucha popularidad.

Las cruces tienen un componente evidentemente religioso. No obstante, suele ser una de las formas más elegantes de mostrar nuestro respeto hacia el difunto.

Los centros de flor son un tipo de adorno sencillo pero muy vistoso. Los colores adquieren el protagonismo y permiten una decoración sencilla pero muy vistosa. Se trata de una composición que ayuda a mitigar el dolor en un momento tan delicado.

Los corazones son los adornos más novedosos. Con ellos se puede demostrar de manera clara y abierta el cariño en el último adiós. Es un modo original de despedirnos, ya que además de los sentimientos expresa cercanía a los allegados del difunto.

Nuestras coronas florales

Si quieren ver algunos ejemplo de adornos florales pueden pulsar aquí y ver en nuestra página web algunas propuestas.