Compartir
datos-digitales-persona-fallecida

Cuando hablamos de datos digitales se suele pensar en las Redes Sociales, pero como hemos visto, nuestra presencia en el universo online es más profunda y profusa de lo que creemos. Nuestra presencia en Internet es más extensa de lo que podemos pensar: claves y contraseñas de acceso a entidades bancarias, correos electrónicos, perfiles en Redes Sociales, suscripciones a boletines de noticias, novedades, páginas de shopping, etc. Es por ello que en este post, queremos ayudar a los familiares informando de cómo se puede eliminar la huella digital de una persona que haya fallecido.

¿Cómo gestionamos la huella digital cuando un ser querido fallece?

Ante este caso, existen dos posibles escenarios:

  • Que el fallecido haya realizado un testamento digital en el que designa a una persona como responsable de gestionar todos sus datos y presencia digital.

Ningún familiar o allegado, aún conociendo las contraseñas o claves de acceso del fallecido a una determinada página de Internet, puede acceder a la cuenta sin su consentimiento previo, puesto que se considera una actividad ilegal y puede considerarse un delito de suplantación de identidad.

Sin embargo, a día de hoy, son pocas las personas que conocen la existencia de este tipo de testamento en el que el fallecido declara sus voluntades sobre su “patrimonio digital”, por lo que lo más habitual es que los familiares tengan que tomar otra vía para gestionar la huella digital del fallecido.

  • Borrado de la identidad del fallecido. Es el camino más recurrente. Los familiares toman la iniciativa de solicitarlo en las diferentes plataformas, aportando la documentación que acredite el fallecimiento del usuario.

Este segundo camino resulta más costoso porque se debe solicitar de forma individual en cada Red Social o plataforma, acreditando en cada caso el fallecimiento.

Las gestiones más comunes, por la gran penetración que estas Redes Sociales tienen en la sociedad son:

FACEBOOK

La política de privacidad de Facebook no permite facilitar a nadie, bajo ningún concepto, las claves del fallecido. Por lo que un familiar cercano tiene que solicitar la eliminación de su perfil, aportando información que certifique la defunción. Se puede iniciar el proceso desde este enlace.

La forma más rápida de hacer la solicitud es facilitar una copia escaneada o una fotografía del acta de defunción del usuario.
Como prueba de autoridad legal, Facebook admite cualquiera de estos documentos:

  • Poder notarial.
  • Certificado de nacimiento.
  • Última voluntad y testamento.
  • Sucesión testamentaria.

facebook-huella

Y, como prueba de que su ser querido ha fallecido, requiere como prueba:

  • Esquela.
  • Tarjeta de homenaje necrológico u oficios.

La información enviada a Facebook debe coincidir con la información de la cuenta de la persona fallecida.

Una vez recopilada toda la información se puede enviar una solicitud para desactivar o eliminar la cuenta, a través del siguiente enlace.

¿Qué diferencia existe entre “desactivar” y “eliminar”?
Por un lado, desactivar una cuenta significa que se puede volver a activar cuando quiera. Sin embargo, las personas no podrán ver la biografía ni buscar su perfil, aunque alguna información puede permanecer visible, como por ejemplo los mensajes privados enviados.

Por otro lado, eliminar una cuenta implica que nunca se podrá recuperar el acceso a la misma. Esta solicitud puede tardar hasta 90 días en realizarse. Es importante saber que esta solicitud de eliminación quedará cancelada de forma automática si se inicia sesión de nuevo desde la cuenta de Facebook. Por lo que, tras esta petición, no se debe volver a acceder a la cuenta nunca más.
Los materiales subidos a la Red Social permanecerán en la base de datos de Facebook, disociados de identificadores personales.

Acceso a la sección de ayuda de Facebook: pincha aquí.

TWITTER

Esta Red Social también dispone de un proceso sencillo para poder eliminar los datos de un usuario fallecido.

Lo primero que hay que hacer es enviar un correo a la dirección privacy@twitter.com y hacer una solicitud de cierre de cuenta. En este e-mail se deben aportar los siguientes datos:

  • Nombre completo del solicitante.
  • Relación con el difunto.
  • Nombre de usuario de Twitter o link.
  • Copia del certificado de defunción.

También se ofrece la posibilidad de enviar la información por correo ordinario o fax a la siguiente dirección:
Twitter Inc.
c/o: Trust & Safety
795 Folsom Street
Suite 600
San Francisco
CA 94107
EE.UU.
Fax: 415-222-9958

Acceso a la sección de ayuda de Twitter: pincha aquí.

LINKEDIN

La red profesional líder también cuenta con un procedimiento de eliminación de huella digital. El equipo LinkedIn accede a la cuenta del ser querido y retira su perfil tras aportar la siguiente documentación:

  • Nombre de la persona.
  • La URL a su perfil de LinkedIn.
  • La relación con el fallecido (familiar, amigo, etc.).
  • Dirección del correo electrónico del fallecido.
  • Fecha del fallecimiento.
  • Enlace al obituario o esquela.
  • Última empresa donde trabajó.

Cuando se hayan recopilado todos estos datos, se debe completar un formulario para que de forma automática se envíe la información al equipo LinkedIn y contacten con el solicitante.

Acceso a la sección de ayuda de LinkedIn: pincha aquí.

informacion-general

La importancia de la información.

En Funeraria Magdalena informamos sobre lo importante que es realizar estos procesos para evitar molestias en un futuro. Algunas páginas web pueden utilizar los datos personales para realizar acciones comerciales, cometiendo errores desafortunados. Por lo que gestionar la huella digital de un ser querido debe hacerse cuanto antes y de la mejor forma posible.